autos en México

92 por ciento de autos en México no cuentan con los mínimos de seguridad

Los autos en México son tan inseguros que no se venderían en otros países.¿Compras un auto para sentirte seguro? Un análisis de 113 automóviles, los más vendidos en el mercado mexicano, revela que ninguno cumple con los mínimos estándares de seguridad.

“En México se venden 30 modelos que en su versión básica no cuentan con los sistemas mínimos de seguridad recomendados.

autos en méxico

“La seguridad viene empaquetada más allá del precio estándar del auto como si fuera un lujo, cuando en Estados Unidos se les exige no solo preservar la vida de los usuarios del auto sino de los peatones”, dice Brodziak, director de El Poder del Consumidor.

Con pruebas a modelos en choques frontales, laterales y otras proveídas por las aseguradoras, El poder del consumidor junto a Latin NCAP lanzaron el sitio Qué tan seguro es tu auto donde se puede consultar el análisis de 113 modelos comercializados en México entre 2018-2019, con más de 350 versiones de cada modelo.

Tu vida por ahorrarse 1,200 pesos

Instalar en los autos el control eléctrico estabilidad (ESC) evita el 80 por ciento de riesgo de incidentes por derrape y al fabricante le cuesta 60 dólares (1,200 pesos aproximadamente).

Las bolsas de aire reducen el riesgo de muerte 30 por ciento y si ocupantes traen puesto el cinturón de tres puntos  hasta 52 por ciento y cuesta 50 dólares.

La estructura estable reforzada (SRI), que evita que el habitáculo colapse porque tiene menos puntos de soldadura, 150 dólares.

El Sistema retención infantil con anclaje Isofix o Latch, 60 dólares.

92 por ciento de los autos no cuenta con ABS

Según estos datos, los frenos ABS, que es tecnología de los años 50 del siglo XX, no está integrado en el 92 por ciento de los 113 modelos más vendidos en México.

De esos 180 vehículos más vendidos en el país, 57. 5 por ciento no cuentan con el ESC, 75.2 con la Estructura estable reforzada (SRI) y 91 por ciento no integran el frenado autónomo de emergencia, que a partir del 2020 será obligatorio en la Unión Europea y Japón.

“Los más vendidos son los más inseguros y todas las marcas se han beneficiado de este mercado subestándar de autos.

autos en méxico

“Son precios conservadores, pueden ser menores y que fácilmente podrían absorber los consumidores, pero son desincentivos contra la seguridad.

Hace años el Jetta básico costaba 190 mil pesos y solo hasta la versión GLI incluía el control de estabilidad y el precio ascendía a 400 mil pesos”, dice Brodziak.

Para el activista es evidente que “la industria se beneficia de esa mano de obra y la usan de trampolín, porque una hora de trabajo en EU equivale a pagar 10 horas de trabajo en México, y con la misma calidad”.

Discriminación, negocio redituable

Reducir costos y fatalidades en las calles requiere obligar a la industria automotriz mexicana a asumir su responsabilidad.

“Ellos ahorran y nosotros lo pagamos en infraestructura, pérdidas humanas y discapacidad”, coincide el ex diputado Miguel Ángel Toscano, ahora presidente de la asociación civil Refleacciona.

Sí, es un beneficio económico basado en la discriminación de quienes lo producen y que entre su múltiples costos humanos, monetarios y de salud pública, desincentiva la adopción de medidas de seguridad, ¿pero cómo lo difundimos cuando estas marcas pagan publicidad en medios?, cuestiona Toscano.

Por el momento sus baterías están puestas en dar información al consumidor e incentivarlo a reclamar “el gato por liebre” que ofrecen cuando venden un auto.

“Hemos responsabilizado al usuario y no a la industria y ya en 2021 vienen los autos autónomos con detección de peatones y nosotros discutiendo tecnología de los años 50”, reclama.

Pero según Toscano, “la compra de conciencias, como se hizo en la industria tabacalera, se está dando en la industria vehicular”.

0 comentarios

Escribe tu comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Agradecemos tu participación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *